PERDIDO

 En este maldito laberinto,
perdido, camino las aceras
descalzo, huérfano de tu
sonrisa quedó hasta el
próximo amanecer.

Los cuervos acechan mi
cabeza en noches tormentosas.
Donde la descarga eléctrica 
quema el sueño, insomnio.
Sigo caminando en el desván 
de los recuerdos vividos, desvelo 
ańorando el próximo abrazo.

Perdido en el sabor de tus labios,
en el perfume de tu suave piel.

La que abrigaba mi frío, calmándome
por el hecho de estar a mi lado.
Camino descalzo, perdido, desorientado,
sin rumbo fijo, solo camino perdido.

Jerofer. 22/2/22
Castellón.  Grao.

Comentarios

Entradas populares de este blog

LIBRES

Me MUERO

Compańeros y amigos